Google+ Followers

7 de octubre de 2010

INTIMIDADES

 Posiblemente, las cosas que menos podemos ver en la vida de una dama. Su dormitorio, el encanto y la pureza del blanco...justo ahi, donde también sueña con prícipes y castillos.

Auí más íntimo aún. Nada deja de conservar el glamour y los detalles de  una época que se resiste a desaparecer.
La vida cotidiana de los recuerdos.